SESIONES ON-LINE DE MEDITACIÓN Y VIDA COTIDIANA // Curso 2021-22

A partir del mes de octubre, seguiremos emitiendo las sesiones semanales de meditación -abiertas y gratuitas-, a través del canal de Youtube. Tras evaluar la experiencia del curso pasado, teniendo en cuenta el momento de restricciones en que aún nos encontramos y respondiendo a la petición de numerosas personas, nos alegra comunicaros que seguiremos con la emisión online de estos “encuentros” de “meditación y vida cotidiana”.

 

La imagen del banco que acompaña al texto quiere ser una invitación a sentarnos juntos para meditar, atendiendo el triple cuidado: el amor a sí mismo/a, la atención y el silencio.

 

Periodicidad semanal: todos los miércoles, de 19:30 a 20:30 hs. (horario de España peninsular).

Distribución del tiempo: práctica meditativa y breve charla.

 

Tema para la primera parte del curso: “Somos vida. La comprensión que transforma nuestra existencia”. Comentando y ampliando el libro “Vida” (ed. San Pablo, Madrid). 

 

Tema para la segunda parte del curso: “Espiritualidad y compromiso. Lo que somos y lo que hacemos”. Comentando y ampliando el libro “Compromiso” (de inminente aparición en ed. San Pablo, Madrid).

 

Dirección del canal de Youtube, a través del que se emiten las sesiones y donde quedan grabadas: Meditación y vida cotidiana
https://www.youtube.com/channel/UCKANE_yMY_s8InYLuaKxgpg

Dirección de correo electrónico para quien desee hacer alguna pregunta o comentario: meditacionyvidacotidiana@gmail.com

Fecha de inicio: 6 de octubre.

 

 

 

 

 

 

 

Ver Cubierta

 

ETNOCENTRISMO Y PLURALISMO

Domingo XXVI del Tiempo Ordinario

26 septiembre 2021

Mc 9, 38-48

En aquel tiempo, dijo Juan a Jesús: “Maestro, hemos visto a uno que echaba demonios en tu nombre y se lo hemos querido impedir, porque no es de los nuestros”. Jesús respondió: “No se lo impidáis, porque uno que hace milagros en mi nombre no puede luego hablar mal de mí. El que no está contra nosotros, está a favor nuestro. El que os dé a beber un vaso de agua, porque seguís al Mesías, os aseguro que no se quedará sin recompensa. El que escandalice a uno de estos pequeños que creen, más le valdría que le encajasen en el cuello una piedra de molino y lo echasen al mar. Si tu mano te hace caer, córtatela: más te vale entrar manco en la vida que ir con las dos manos al abismo, al fuego que no se apaga. Y si tu pie de hace caer, córtatelo: más te vale entrar cojo en la vida que ser echado con los dos pies al abismo. Y si tu ojo de hace caer, sácatelo: más te vale entrar tuerto en el Reino de Dios que ser echado al abismo con los dos ojos, donde el gusano no muere y el fuego no se apaga”.

ETNOCENTRISMO Y PLURALISMO

Podría decirse que un signo claro de avance de nuestra especie es el paso de una consciencia etnocéntrica a otra mundicéntrica. La primera, que ha imperado durante siglos y todavía perdura en gran medida, se caracteriza por una visión que gira alrededor del propio grupo (tribu, etnia, raza, pueblo, partido, ideología…), que es absolutizado, como referencia única de verdad y de bondad. Es verdadero lo que el grupo cree y es bueno lo que lo beneficia.

Mientras las personas se hallan en este nivel de consciencia, el diálogo es prácticamente imposible. Tanto la cerrazón al diálogo como el juicio y la descalificación del otro no nacen de la “maldad” de las personas, sino que son consecuencia del nivel de consciencia en que se encuentran. Por lo que, desde este punto de vista, podría decirse que son inevitables…, mientras perdure ese nivel de consciencia.

Desde él, quienes piensan diferente no pueden ser comprendidos; al contrario, es necesario obligarlos a cambiar. Por lo que cualquier propuesta o intento de comprensión será tachada, como mínimo, de “buenismo” condescendiente y radicalmente equivocado.

El fanatismo y la intolerancia nacen de una consciencia etnocéntrica, centrada en el propio grupo (o el propio ego) y se pone de manifiesto en las palabras que aparecen en el texto evangélico de hoy: “No es de los nuestros”. Porque no importa lo que el otro dice o hace sino, simplemente, que no pertenece a nuestro grupo.

La disputa política suele ser un campo donde es fácil advertir ese tipo de funcionamiento: no se valora –mucho menos se apoya– ninguna propuesta de otro partido…, porque no es de los nuestros. Con lo cual se hace evidente lo que mucha gente constata a diario: los partidos políticos no buscan el bien de la sociedad, sino sus propios intereses, entre los que destaca “quedar por encima” del rival (y ganar las próximas elecciones). Este modo de funcionar, que aparece también en otros ámbitos sociales, pone de relieve la extensión y la fuerza que todavía posee entre nosotros la consciencia mítica.

Por el contrario, el proceso de expansión de la consciencia permite asumir una perspectiva pluralista, que se caracteriza por la capacidad de comprender otras perspectivas, distinguir el “mapa” del “territorio”, reconocer la relatividad de todo modo de conocer….

Este nivel de consciencia más amplio (mundicéntrico, pluralista, integral) abre nuestro horizonte, nos libera de la necesidad de tener razón y constituye el fundamento profundo del respeto y la cooperación.

Globalmente, me parece que la humanidad camina desde una consciencia etnocéntrica a otra pluralista o integral. Sin embargo, esto no niega que en cualquier momento y en cualquiera de nosotros puedan activarse viejos registros tribales que nos coloquen en actitudes rígidas e intolerantes.

¿Qué hay en mí de intolerancia y de respeto?

ENCUENTRO ON-LINE: “PEREGRINOS HACIA EL INTERIOR” – 25 de septiembre

La asociación “VIENTO DEL SUR” ha organizado una sesión online para la mañana del próximo sábado 25 de septiembre, con el título “PEREGRINOS HACIA EL INTERIOR”, y con el siguiente programa y horario:

10:00 hs. Presentación

10:10 hs. Matilde de Torres: “El cuerpo, guardián del Misterio”.

10:50 hs. Meditación guiada

11:15. Descanso

11:45 hs. Enrique Martínez Lozano: “La salida es hacia dentro. Un itinerario psicológico”.

12:25 hs. Meditación guiada.

12:50 hs. Preguntas y diálogo.

Se realizará a través de la plataforma ZOOM, entrando en ella con el siguiente enlace, ID de reunión y Código de acceso:

Enlace para unirse a la reunión Zoom:
ID de reunión: 871 7677 4874
Código de acceso: 294337
Hay un aforo virtual de 500 personas. Una vez alcanzado este número, no podrá entrar nadie más.
Toda la sesión quedará grabada en el canal de Youtube de “Viento del Sur”.
—————————-
Datos completos facilitados por el técnico:

REVERAMAESTRO EVENTOS S.L. le está invitando a una reunión de Zoom programada.
Tema: VIENTO SUR EVENTO 25 DE SEPTIEMBRE
Hora: 25 sept. 2021 09:45 a. m. París
Unirse a la reunión Zoom
https://us06web.zoom.us/j/87176774874?pwd=SkZvaUsvcldMTTRHZ1BHNTdHNlRjdz09
ID de reunión: 871 7677 4874
Código de acceso: 294337
Móvil con un toque
+12532158782,,87176774874#,,,,*294337# Estados Unidos (Tacoma)
+13017158592,,87176774874#,,,,*294337# Estados Unidos (Washington DC)
Marcar según su ubicación
+1 253 215 8782 Estados Unidos (Tacoma)
+1 301 715 8592 Estados Unidos (Washington DC)
+1 312 626 6799 Estados Unidos (Chicago)
+1 346 248 7799 Estados Unidos (Houston)
+1 646 558 8656 Estados Unidos (New York)
+1 720 707 2699 Estados Unidos (Denver)
ID de reunión: 871 7677 4874
Código de acceso: 294337
Encuentre su número local: https://us06web.zoom.us/u/kbNb85KPtf

TENER, APARENTAR, PODER: LA TRIPLE TENTACIÓN HUMANA

Domingo XXV del Tiempo Ordinario

19 septiembre 2021

Mc 9, 30-37

En aquel tiempo, instruía Jesús a sus discípulos. Les decía: “El Hijo del Hombre va a ser entregado en manos de los hombres, y lo matarán; y después de muerto, a los tres días, resucitará. Pero no entendían aquello, y les daba miedo preguntarle. Llegaron a Cafarnaún, y una vez en casa, les preguntó: “¿De qué discutíais por el camino?”. Ellos no contestaron, pues por el camino habían discutido quién era el más importante. Jesús se sentó, llamó a los Doce y le dijo: “Quien quiera ser el primero, que sea el último de todos y el servidor de todos”. Y acercando a un niño, lo puso en medio de ellos, lo abrazó y les dijo: “El que acoge a un niño como este en mi nombre, me acoge a mí; y el que me acoge a mí, no me acoge a mí, sino al que me ha enviado”.

PODER

Jesús vivió atento a las tres pulsiones básicas del ser humano y las denunció con firmeza. Tanto es así que el llamado “relato de las tentaciones” –un texto que parece sintetizar lo que fue su lucha interior a lo largo de su existencia–, lo muestra enfrentando la tentación de la riqueza, del poder y de la imagen (Mt 4,1-11).

Los relatos evangélicos nos han trasladado la fuerza de la denuncia, en textos como estos, con respecto a la riqueza: “No podéis servir a Dios y al dinero” (Mt 6,24); “Le es más fácil a un camello pasar por el ojo de una aguja que a un rico entrar en el reino de Dios” (Mt 19,24).

Por lo que se refiere a la imagen, los textos más significativos son aquellos que se refieren a la autoridad religiosa: “Todo lo hacen para que los vea la gente: ensanchan sus filacterias y alargan los flecos del manto; les gusta el primer puesto en los convites y los primeros asientos en las sinagogas; que los saluden por la calle y los llamen maestros” (Mt 23,5-7). “¿Cómo vais a creer vosotros, si lo que os preocupa es recibir honores los unos de los otros, y no os interesáis por el verdadero honor que viene del Dios único” (Jn 6,44); “Para ellos –escribe el cuarto evangelio– contaba más la buena reputación ante la gente que ante Dios” (Jn 12,43)?

En cuanto al poder, Jesús es bien consciente de que constituye la mayor trampa, por lo que no solo previene contra ella de manera tajante, sino que ofrece una alternativa, el camino que él mismo había tomado: “Sabéis que los que figuran como jefes de las naciones las gobiernan tiránicamente y que sus magnates las oprimen. No ha de ser así entre vosotros. El que quiera ser grande entre vosotros, que sea vuestro servidor; y el que quiera ser el primero entre vosotros, que sea esclavo de todos. Pues tampoco el Hijo del hombre ha venido a ser servido, sino a servir y dar su vida” (Mc 10,42-45).

El yo ansía el poder –como el tener y el aparentar– porque cree encontrar ahí una sensación de seguridad, a la vez que le permiten creer que está vivo. Es el modo que tiene de ocultar su propio vacío. Pero adonde eso conduce es a “perder la vida”, porque se ha desconectado de la verdadera identidad. La comprensión descansa en el ser y se manifiesta en el servicio.

Como dijera el psiquiatra Carl Jung, uno de los padres de la psicología moderna, “donde el amor rige, no hay voluntad de poder; donde la voluntad de poder rige, no hay amor”.

¿Qué fuerza tienen en mí cada una de esas tres pulsiones?